Era el año 6000 aC cuando cierta mezcla de arena, agua y áridos dio como resultado un nuevo material que se podía componer cómodamente y que al endurecerse, lograba notables características de firmeza, consistencia y durabilidad. Mucho tiempo ha pasado desde entonces y ese material ha pasado a formar parte de nuestras vidas casi sin que lo notemos.

Seguramente a lo largo de tu vida has bebido un sinfín de coca-colas. Es muy probable también que hayas visto en más de una ocasión diferentes recetas y aplicaciones de la Coca-Cola, e incluso habrás visto videos de los múltiples usos de este producto al margen de ser un refresco.

Retomamos nuestros artículos de análisis con un producto que seguramente habrás usado alguna que otra vez o al menos habrás visto: se trata del botijo. Es un recipiente clásico que siempre ha sido considerado por su virtud para mantener el agua fría o incluso enfriarla.

Continuamos con nuestra serie de recordatorio a ingenieros químicos famosos y en esta ocasión lo hacemos con Carl Bosch que fue famoso por su trabajo sobre la síntesis del amoníaco.